Comprando bicicletas por la marca

536595_365353093502879_1217404183_n

Desde que regresé al ciclismo, ya de adulto, he comprado algunos modelos de bicicletas. Cuando regresé allá en 2008 (tras haber estado alejado desde el 2000) me pregunté “¿qué bici me compro?”. Nadie de mi entorno en aquel momento practicaba el ciclismo ni como medio de transporte, así que no había a quién pedirle referencia. Yo quería una bici de montaña (MTB o BTT) que me permitiera en mis ratos libres, que eran pocos, tomarla e irme lejos a encontrar la paz que a veces no se haya en las ciudades modernas, y claro también la quería para que fuera mi medio de transporte alternativo.

Fui a una tienda especializada y les comenté mi background: ex ciclista hardcore, en ese momento retirado, con ganas de volver a dar pedales. Me recomendaron una Specialized Hardrock de cerca de $10,000 MXN (unos $900 USD al tipo de cambio de aquellos ayeres). Me dijeron: “esta es una bici que te va a durar años, la vas a poder maltratar, utilizar, modificar, y te será muy efectiva; trae SR Suntour, Shimano Tourney XT, rines Alexrims y frenos de disco”, entendí todo hasta eso de SR algo. Para un ciclista promedio esos datos técnicos salen sobrando.

Yo tenía miedo a comprarme algo realmente caro y que terminara en mi habitación colgando ropa. Me di la vuelta y me fui. Siendo un niño / adolescente en los noventas me metí mucho al MTB pero todo lo que recuerdo de esa época era que las bicis de aluminio eran efectivas y que los componentes Shimano eran confiables. Terminé en una tienda de bicicletas menos especializada, más general; me recomendaron la gama baja de Alubike, no lo dudé y me la compré. A los pocos meses vino el recambio porque dado el uso agresivo que le daba una obsesión en ciernes se estaba gestando.

Ya con más conocimientos y bien adentrado en el mundillo de las bicicletas tras haber comprado en el intermedio una bici de ruta, me puse a buscar el reemplazo de mi bici MTB. Nuevamente las marcas de renombre aparecieron en oferta: Specialized, Trek, Giant, Merida, Orbea, Cannondale, etc. Terminé decantándome por una Alubike de gama alta, y jamás me he arrepentido. Pero en el proceso de compra un vendedor me dijo: “No te compres la Alubike, cómprate la Specialized, esta marca la usan los mejores bikers de mundo como Christoph Sauser y Jaroslav Kulhavy”.

¿En serio? ¿voy a comprar una bici sólo porque un atleta de élite la usa? y no olvidemos que él la usa sólo porque le pagan por hacerlo. Mi respuesta fue clara: “entonces ¿si me compro la Orbea Alma de Absalon voy a ganar dos Juegos Olímpicos?”, la risa llenó todo el lugar. La réplica fue inmediata: “no, pero, imagina, vas a ir por todos lados con la bicicleta que usan los pro“. Bueno, si a eso vamos, me compraría la Alubike, marca que usan los hermanos Escárcega, multicampeones del serial y Campeonato mexicano de MTB. Ni al caso esos datos.

Y eso me lleva al ahora. Ando con ganas de comprarme una 27.5 (sí, como la de Nino Schurter, a ver si así gano aunque sea el campeonato regional) y he visitado algunas tiendas buscando opciones. Ayer mientras visitábamos una tienda un amigo se emocionó por una Orbea que estaba en exposición justo a la entrada: “¡$9800 MXN vale!” exclamó, unos $650 USD al tipo de cambio actual. Mirándola de lejos noté que tenía cableado interno y que era 29er con una geometría que hacía recordar a la Alma de competición, una ganga aparentemente.

2015-04-01 11.26.18

Me acerqué, la miré bien y noté que más bien era gama baja: SR Suntour XCT, Shimano Acera, componentes Orbea y ruedas Kenda. En ese momento le dije a mi amigo: “$9800 MXN es un puto robo por algo así”. Y miren si no:

2015-04-01 11.29.31

Se trata de la Orbea Sport 10 que según el website de la marca tiene un precio sugerido de $7,000 MXN, es decir, la venden con un sobreprecio del ¡40%! Ok, consideremos costos de importación, IVA del 16% en México y lo que usted mande y guste, pero ¿40% extras? se me hace, nuevamente un puto robo, más cuando consideramos los componentes que incluye dicha bicicleta.

Mi amigo me preguntó: “¿y qué te comprarías con $9,800?”. Obvio, esto:

2015-04-01 11.34.57

Una Alubike XTA Pro, y aclaro: Alubike no me paga un sólo centavo por recomendarlos, pero he tenido dos modelos de esta marca y sólo buenas cosas pueden salir de mi boca, en este caso de mi teclado. Incluso otro amigo ha comprado un modelo de XC y lo ha migrado a All Mountain con resultados sobresalientes y a un precio realmente contenido, por eso no dudo en recomendarlos. Por apenas un poco más de $10,000 MXN (unos $660 USD) te llevas las siguientes especificaciones:

2015-04-01 11.35.29

En palabras claras, por el mismo precio te llevas una bici estéticamente más atractiva, mejor horquilla, tres velocidades más, un mejor grupo de cambios. En cuando a los componentes son técnicamente lo mismo, modelos in-house de Alubike y Orbea respectivamente. La Orbea tiene mejores neumáticos, pero vamos, creo que en ambos casos será lo primero que habría que reemplazar. Alguien dirá: “la Orbea tiene mejor cuadro”, relativamente, ambos son hidroformados de aluminio 6061T, ambos tienen garantía de por vida, el español está hecho en Taiwan, el mexicano en México.

Bueno, se me olvidaba, el Orbea lo usó Julien Absalon (hipotéticamente hablando) y el Alubike “sólo” Marco y José Escárcega. En fin, estéril discusión. En conclusión: a la hora de comprar una bicicleta analice el mercado, no se deje llevar por la (poderosa) publicidad que generan las grandes marcas, allá afuera hay marcas pequeñas, sin el poder económico de las grandes pero con una gran calidad y un precio inigualable. Al final del día: no es la flecha, es el indio.

Anuncios