Mañana será ¡un buen día!

2015-12-10 18.50.52

Corro de manera regular desde 2011. En esos años corría para escapar de mis problemas profesionales. Cuando salía a trotar a las 2 de la madrugada, esos 3 o 4 km me permitían escapar a la dureza de una vida profesional a la que no estaba del todo adaptado. Posteriormente corría para complementar mi actividad de ciclismo, ya no corría para escapar sino para encontrarme a mí mismo. Desde hace varios años cuando corro encuentro la paz que en otros lados no hallo. Mientras corro me siento feliz, soy libre, no escapo de nada, busco todo. Desde el año pasado me he centrado exclusivamente en trail running, pero me detuve en abril para dar paso al ciclismo.

Mañana voy por 10 kilómetros en la carrera más representativa de la ciudad dónde nací: La carrera Guadalupana. Año con año más de 1,000 personas se reúnen a las afueras de Tehuacán, Puebla para correr, trotar o caminar 10 km hasta el Santuario de la Virgen de Guadalupe. Muchos son creyentes, otros más devotos. Yo respeto y valoro a la Patrona de México. Más que un reto personal, más que una aventura, mañana será una jornada de agradecimiento. Mi madre cree mucho en la Virgen, y yo voy en nombre de ella a darle gracias por todo lo que nos ayudó este año. Créame o no, estimado lector, voy con mucha fe. Toda la que mi madre me pudo transmitir incluso desde el vientre.

De cualquier manera, 10 km en pavimento va a ser una puta mierda. En senderos de tierra suelo aguantar bien 5 km, después de esa marca todo duele. A los 8 km me incendio y caigo en llamas. Pero en tierra, donde todo se amortigua mejor. Mañana va a ser en pavimento, los 10 km, así que aún en el mejor de mis días voy a sufrir, mucho. Los últimos 2 km van a ser una verdadera tortura, lo preveo, me mentalizo y preparo a mi cuerpo para el trauma. Ya está decidido, si me gustaran las cosas fáciles me hubiera inscrito en la de 5 km. Voy por 10 pese a que no entrené para correr en asfalto.

En el sentido físico estoy a un 60 – 70% de mi mejor forma física. Hace un par de semanas regresé a la bicicleta después de parar por completo en agosto. Pero definitivamente no estoy preparado para 10 km corriendo en asfalto. En estos casos, que no han sido pocos en los años previos, si el cuerpo no va entonces aparece la mente que me obliga a seguir, y por supuesto: muchos huevos. Esta vez es diferente, mi mente está preparada, mi cuerpo no, pero sé que mi corazón me va a llevar a meta.

En este ambiente (típico de fin de año) de agradecimiento, de antemano, gracias a todos los que me leen y acompañan de una u otra forma. Ya les contaré como me fue. Mañana voy a sufrir, va a doler y aún si me detuviera al lado del camino el dolor no va a cesar. Pero aún así va a ser ¡un gran día!

P.D. Si son de Tehuacán y quieren seguirme soy el número 0921 de la categoría Libre. Arranco 9:30 en la caseta de cobro hacia Puebla, cruzo San Lorenzo, giro en la rotonda del Monumento a la Identidad hacia Garci-Crespo, por la Huizachera hacia Peñafiel, luego el Centro de la ciudad y directo al Parque Jardín Guadalupe. Es más, los invito: si me ven cruzar únanse y corramos por unos metros.

Actualización [Lunes 14 de diciembre]

Definitivamente fue un buen día. Hice los 10 km en menos de 65 minutos y no sufrí tanto como imaginé que sufriría. Hoy, a más de 48 horas de haber terminado me siento entero, podría correr otros 10 km ahora mismo. Gracias a todos los que me apoyaron de una u otra manera, gracias por los gritos de ánimo antes de llegar a meta ¡claro que los escuché! pero estaba demasiado concentrado para agradecerles.

12339522_1019861258065826_7682474008873555658_o

Fotografía: Corredores Tehuacaneros

Anuncios